lunes, 7 de enero de 2013

Inconsciente instante


Vitalidad enlatada en un conjunto retorcido y quieto, 
alegría apagada reducida a un lamento constante, 
formas dolorosas fruto de demasiado tiempo, 
perspectiva impotente sobre el horizonte. 
Y al final cesó el lamento, 
en aquel inconsciente instante volvió, 
sus ojos azules estaban en paz, 
iluminados y alegres, azules y abiertos, 
en la oscuridad y el silencio de la noche, 
con tranquilidad y disimulo deslizó una despedida. 
Cesó el sufrimiento, 
al poco llegó la paz.

viernes, 31 de diciembre de 2010

Una imagen para un año que se va


Se acaba 2010, llega 2011.
El 2010, tendrá sus cosas malas, en lo general y en lo particular, pero también sus cosas buenas. En lo general, y se que no seré nada original, me quedo con el Mundial 2010 y la alegría colectiva que significó. Prueba de que a veces los sueños se hacen realidad, solo hay que trabajar para que se  den las condiciones. Por un 2011  lleno de buenos momentos!